martes, diciembre 14, 2010

Sicilia-Palermo

 El nombre de la ciudad es de origen griega ('pán-ormos' = todo puerto). La fundación de la ciudad tuvo lugar en el VIII siglo a.C. Uno de los primeros pueblos que llegaron y controlaron Palermo fueron los Fenicios seguidos por los Cartagineses y por los Romanos, que llegaron en el año 254 a.C.
 Palermo continuó, también con los Romanos, a desempeñar un papel de puerto estratégico.Las invasiónes bárbaras destruyeron la ciudad hasta que en el año 535 fue ocupada por los Bizantinos.
 Tres siglos después, los Árabes conquistaron la ciudad y la convirtieron en una de las más bellas de aquella época. Fueron éstos quienes trajeron a las tierras de la Cuenca de Oro los primeros naranjos y limoneros abriendo nuevas posibilidades de desarrollo económico.
 Sucesivamente, los Normandos conquistaron la ciudad en el siglo XI que junto a los Svevos, desarrollaron el comercio y convirtieron la ciudad en un punto importante para las conexiones entre Europa y Asia.
 En este periodo florecieron las artes y la cultura; de hecho, en este momento nace la “Escuela Siciliana” de poesía que estaba ligada a la corte de Federico II.
 Con la llegada de los Angioinos en el siglo XIII, la suerte de Palermo cambió. El declino y el mal gobernar acabaron con una revuelta en el 1282 conocida como los “Vespros Sicilianos” que llevó a los Aragoneses a conquistar la isla. Con ellos, Palermo tuvo un nuevo periodo de desarrollo
El gobierno español entre los siglos XVI y XVIII sumergieron de nuevo la ciudad en una situación de estancamiento económico. En el 1711 terminó la dominación española y, después de un breve periodo bajo el control sabaudo, Palermo fue gobernada por los Borbones hasta la unificación de Italia en el siglo XIX . Los Borbones llevaron a cabo, sobre todo en la segunda mitad del siglo XVIII, importantes reformas económicas y políticas

No hay comentarios:

Publicar un comentario